miércoles, 16 de febrero de 2011

Camino a Iruya

El viaje que no fue! el auto se estanco en medio rió =P, suerte que apareció un buen hombre con todas las letras, y a la voluntad de dos choferes de colectivo que nos hicieron de remolque.
La verdad hay que irse bien preparado, pero estuvo bueno, no pensábamos pasar por eso... papá se tiro al agua helada con todo el estilo dakar , mamá busco una soga subiendo unos cerros, mi hermana y yo nos moríamos de frió a un costado acarreando piedras , mi abuela gritaba, en medio de la nada todo eso es posible.
Lo mejor fue apreciar esas cosas chiquitas que te hacen "ser humano"... comprendi que en semejante soledad ayudar a un desconocido equivale a encontrarte con un amigo en los peores momentos de vida. Dicen que yendo mas arriba la gente es el doble de buena, uno vive escuchando eso desde chico, y lo repite de grande también, ahora puedo decírselo a ustedes con toda certeza de que si es cierto.

Algunas fotos que pueden ser mostradas =D:



"La pequeña Irlanda" no se como se llama el lugar,yo le llamo así, que me maten los co-provincianos.



cerros..





Del monumento a los héroes de la independencia en Humahuaca





Caminito a Iruya.. baje un instante y un lagarto se cruzo por mis pies, me volví al camino, los animales en accesorios nomas.





Con dotes de chaman!








1 comentario:

vick dijo...

tus fotos son increíbles! Iruya es uno de los lugares que amaría conocer, mas que nada porque me han contado la magia que tiene ese lugar, la hospitalidad de la gente y la paz de todo, preciosas imágenes!